martes, enero 18, 2011

¿Por donde empiezo??






La pregunta clásica, es lo que la hora indica y no tengo una respuesta...
Pero ya me lanzo en picada al vacío, busco las imagenes que he captado en estos dias de ajetreo, viajes y incertidumbre, donde al final de cada
silaba resaltan los recuerdos trascendentes, los que plasmados en coloridos detalles dejan u
na huella.. Comienzo con la sonrisa espontanea de la amiga, con
tinúo con paisajes de mi hogar y termino con la realidad de la inconsecuencia humana, la destrucción patrimonial y natural de mi entorno.. Regreso con las imagenes de la esperanza, de lo cotidiano de las puestas de sol, del oleaje salino de mis arenosas playas, del oceano azul que me protege del vacío, de la página en blanco... Termino con una frase inicial de una antigua poesía mía... Luego el descanso.

No puedo dibujar tu rostro

Ni tu figura

Te tengo en mi mente

Me persigues

Pero no puedo dibujarte.

Lo intento una y mil veces

En coloridos trazos

En carboncillo y tintas

De perfil, de frente y aún

Escapando de mis miradas

De mis recuerdos

de mis manos.

Te paseas ante mí esbelta

Ganadora, vencedora

Soy tú patético esclavo

El despojo de una fiesta

La lacra de un pasado.

El perfecto vocero de la tristeza

Un paladín de los frustrados

El fracaso caminando.

No puedo dibujarte.

Mis letras no igualan tu sonrisa

Ni la profundidad de tu mirada

Ni siquiera el brillo de tus ojos.

Mis letras no describen tu belleza

Ni la suavidad de tus rincones

Ni el aroma de tu piel después del clímax

Mi pintura murió con tu partida,

Con ese último encuentro furtivo

Con la despedida silenciosa

Con la noche helada de Quilpué

Y el caminar opuesto hacia el futuro

No puedo dibujarte

No puedo siquiera regalar un trazo

De una luna apagándose mañana

En el intento de dormir sin tu presencia.

El Ocaso del pintor, la muerte

Del color y nacimiento

De parto doloroso, el último suspiro

Intento vago de re encuentro.

Solo queda una estela luminosa en la nada

Imposible de borrar del vacío

De la ausencia.

Estela diluyéndose en el silencio

Del camino recorrido en el intento.

Mi esencia es todo lo que queda

Del pintor que no puede dibujarte

El recuerdo es todo lo que tengo

De ti musa invisible

Pero estás viva en mis poros sedientos

En mi piel marchita y seca

En mi mirada perdida, ¿Locura?

Viva en cada letra, palabra y frase

De esta pintura inacabada.

No puedo dibujarte

Ni siquiera tocarte aunque estás

Frente a mi siempre, musa invisible

Entonces te escribo

Te digo, te hablo en idiomas

Con símbolos, con cirílicas

Letras griegas, con grafitis y flores

Te relato, te amalgamo y te mezclo

Con montañas y mares, con aromas y flores

Con bestiales pesadillas y sueños

Eróticos…

Vives en mí, musa invisible

Sin poder dibujarte, sin poder tocarte

Sin poder amarte.

El pintor muere con el olvido

Y me re encarno en letras

Que no logran dibujarte

El escritor nace de ti musa invisible

Eres mi obra maestra,

Y te dibujo a fuego en mi mente ,

para siempre.


DEDICADO A LOS QUE CREEN EN EL AMOR, EN LA LIBERTAD Y EN EN LOS SUEÑOS.

Con Cariño.

L.Emilio Sepúlveda C.-


No hay comentarios.: